Novedades discográficas

Mundoclasico.com » Discos » Novedades discográficas

La sincopada respiración del universo

Karlheinz Stockhausen: “Atmen gibt das Leben...” Chor und Sinfonie-Orchester des Norddeutschen Rundfunks Hamburg. Karlheinz Stockhausen, dirección y proyección sonora. Hermann Rantz, ingeniero de sonido. Un CD ADD de 49:07 minutos de duración grabado en la WDR de Colonia (Alemania), el 9 de febrero de 1979. Stockhausen Verlag CD 23
imagen Con frecuencia, se tiende a asociar en el terreno operístico la figura del compositor alemán Karlheinz Stockhausen (Mödrath, 1928 - Kürten-Kettenberg, 2007) únicamente con las siete entregas que conforman el monumental ciclo Licht (1977-2003). Sin embargo, había vida en la escena musical stockhauseniana antes de abordar dicha heptalogía -sin duda en los anales de las mayores empresas musicales de la historia-. La partitura que hoy nos ocupa, “Atmen gibt das Leben...” (1974-77), es un claro ejemplo de ello, como también lo es, aunque en coordenadas de género algo distintas, la pieza de teatro musical Herbstmusik (1974), otra de las obras escénicas que Stockhausen compuso en los años setenta antes de abordar la titánica tarea que capitalizaría su producción artística durante el siguiente cuarto de siglo.

Como en el caso de otra partitura con fuerte componente ritual, Inori (1973-74), “Atmen gibt das Leben...” es una obra de hondo calado espiritual, adentrándose en el ámbito de la religión cristiana, con recurrentes alusiones a la figura de Jesucristo, credo que Stockhausen siempre profesó y del que sus partituras son una verdadera transubstanciación musical. No quiere ello decir que Stockhausen renunciara al panteísmo que también caracterizó a su obra, con presencias interculturales que en esta ópera se filtran básicamente a través del libreto (escrito por el propio compositor). Las referencias textuales vendimiadas en las tres partes de “Atmen gibt das Leben...” comprenden citas del Evangelio de Santo Tomás, de Meister Eckhart, de Sócrates, así como tres bellos y significativos haikus.

La gestación de “Atmen gibt das Leben...” comenzó en 1974, en el marco de un seminario de composición; y tras el estreno en Hamburgo de la primera versión, el 16 de mayo de 1975, la partitura se completó entre diciembre de 1976 y enero de 1977 -un año antes de que Stockhausen comenzara la composición de Donnerstag aus Licht (1978-80)-, añadiéndose una orquesta para ampliar el colorido vocal del coro; una orquesta que tanto puede interpretar en vivo su parte durante la puesta en escena de “Atmen gibt das Leben...”, como puede sonar en cinta magnética. En el caso que hoy nos ocupa, la grabación de la parte orquestal fue realizada en abril de 1977, con dirección del propio Stockhausen a la Sinfonie-Orchester des Norddeutschen Rundfunks Hamburg, cuya presencia en la toma del 9 de febrero de 1979 -de la que proviene este registro- fue proyectada a través de altavoces en la sala desde un soporte de banda magnética. Se trata de una participación orquestal extremadamente sutil, por momentos casi imperceptible, muy ligada a la voz, de la que trabaja como sombras y ampliaciones reverberantes.

Pero, sin duda, el protagonismo fundamental en “Atmen gibt das Leben...” es para la voz; una voz que sobre un continuo muy denso y homogéneo en cuanto a procesos rítmicos, melódicos y armónicos, va conociendo irrupciones esporádicas relacionadas con las distintas naturalezas textuales de las citas tramadas por Stockhausen a modo de palimpsesto. Así, podremos percibir desde ecos del Ligeti más aguerrido de sus piezas vocales de los años sesenta -no exentos, como en el caso del húngaro, de un toque humorístico-, hasta modulaciones que lindan el terreno del pop experimental, con una relación de la voz principal y el coro en cuanto a presencia(s) y articulación que anticipan en ciertos aspecto a la propia Björk.

“Atmen gibt das Leben...” presenta una suerte de moto continuo basado en la respiración, en los procesos de expansión y contracción que Stockhausen relaciona tanto con la inspiración-espiración en el ser humano como con el pulso del universo, con la génesis y desarrollo de la materia (fascinado, sin duda, hubiese estado esta semana el compositor alemán con los últimos descubrimientos relacionados con el bosón de Higgs). Es por ello ese abigarrado fluir del coro, cual deriva respiratoria, que expande en melodía, ritmo y armonía el motivo inicial, el Refrain del que va a surgir el material musical primigenio, a modo de Big Bang melódico que rige el posterior fraseo, el contrapunto y sus variaciones, sincopado igualmente con ese otro proceso de contracción-dilatación que es el latido cardiaco. 

La versión que presenta este CD 23 de la Stockhausen Verlag es la debida al Chor des Norddeutschen Rundfunks Hamburg, con la Sinfonie-Orchester des Norddeutschen Rundfunks Hamburg pregrabada en cinta, como antes señalamos. La ejecución del coro en escena debe ser de memoria, y está sujeta a una serie de posiciones y movimientos rituales que acentúan, por un lado, el carácter oscilante de la música, su progresiva evolución; y, por otro, el sentido litúrgico de la misma, su carácter de invocación. Se trata de una interpretación que podemos tildar de histórica, en manos de las voces que estrenaron las sucesivas ediciones/ampliaciones de la partitura. De impoluto empaste y refinada calibración de las presencias que se destacan sobre la compacta masa del coro, estamos ante una lectura muy densa y homogénea, de gran rigor y ascética musicalidad; un mundo sonoro que irá dejando paso a la floración deslumbrante que fue/es Licht (ciclo que quedará completamente estrenado este verano, del 22 al 25 de agosto, con la epifanía sonora de Mittwoch en la Birmingham Opera), donde el trabajo de Stockhausen en base a fórmulas dará una nueva vuelta de tuerca a sus planteamientos operísticos: en adelante, más heterogéneos, imaginativos y ambiciosos en cuanto a relación escénico-musical.

Por lo que a la toma sonora se refiere, esta es de la WDR de Colonia, estudios en los que trabajó el compositor; poco más que decir, así pues: magnífica. El libreto, de 28 páginas, no es tan extenso como otros volúmenes de la Stockhausen Verlag, pero es generoso en cuanto a fotografías y fragmentos de partituras, así como por la presencia del texto completo (muy breve) de la ópera. Por último, recordar a quienes deseen hacerse con este registro que pueden realizarlo a través de la página discográfica de la Stockhausen Verlag, a la que se accede desde esta misma reseña.

Este disco ha sido enviado para su recensión por la Stockhausen Stiftung

Este artículo fue publicado el 09/07/2012

Compartir


Bookmark and Share

Referencias:


Karlheinz Stockhausen

Comentarios:


stokckaken 10/07/2012 6:55:25
¿ Cuándo, oh Yáñez, vas a darnos un respiro ?


Envía un mensaje
Nombre:
Comentario:
Control:
Arrastra el nombre de MOZART hasta el contenedor naranja
  • Mozart
  • Brahms
  • Beethoven
  • Wagner