Galicia

Mundoclasico.com » Criticas » Galicia

Amena velada coral

A Coruña, 04/06/2009. Teatro Colón CaixaGalicia. Cor de Cambra del Palau de la Música Catalana. Jordi Armengol, piano. Jordi Casas Bayer, dirección del coro. Programa: Fanny Mendelssohn: Schilflied; Abschied; Lockung. Eliott Carter: Heart not so heavy as mine; To Music; Musicians wrestle everywhere. Felix Mendelssohn: Romanzas sin palabras, op. 62, nº 1, 2, 5 y 6; Salmo 43, ‘Richte mich Gott’; Drei Lieder ‘Im grünen’ op. 59; Salmo 91, ‘Denn er hat seinen Engeln’. Festival Mozart CaixaGalicia.
imagen Volvió ese viejo amigo de la ciudad que es el Cor de Cambra del Palau de la Música catalana para un curioso programa de música coral que celebraba el bicentenario de Felix Mendelssohn enmarcando algunas de sus composiciones corales y pianísticas junto a obras de su hermana Fanny y a obras primerizas del compositor contemporáneo Eliott Carter -cuyo primer centenario se cumplía el año pasado-.

Si la belleza de la música de Mendelssohn -esta vez, por extensión, debería decirse de la familia Mendelssohn- ya es sobradamente conocida tal vez fueran las tres partituras de Carter lo más interesante del concierto, como una seña más de la fuerte apuesta del Festival por la música contemporánea desde la llegada de Paolo Pinamonti a la dirección artística. Estas obras de Carter -que además de explotar posibilidades rítmicas y dinámicas tienen la virtud de dejar cantar a las voces con relativa comodidad- resultan fácilmente accesibles a casi cualquier público, y contribuyen positivamente a alejar ese falso mito que dice que la música contemporánea es sistemáticamente de compleja escucha.

Se ha dicho muchas veces que el trabajo de este coro es de primerísima calidad, y este breve pero espléndido concierto no ha hecho sino demostrar lo que ya se sabía: exceptuando tal vez algunos sonidos fijos puntuales de las sopranos en el registro agudo, lo cierto es que el trabajo de afinación, empaste y presencia de las cuerdas es sobresaliente, a la altura de los mejores conjuntos corales internacionales. En el concierto de esta noche, la cuerda de bajos estuvo particularmente afortunada. Jordi Casas Bayer conoce las posibilidades del coro a la perfección, lo que le permite jugar con los reguladores -Abschied-, y lucirse sobre todo en el universo de Carter. Si los juegos dinámicos de Heart not so heavy as mine estuvieron logrados, el colorismo contrapuntístico de To Music y Musicians wrestle everywhere estuvo siempre perfectamente cuadrado.

Probablemente, a más de uno la labor del coro en el último ciclo de lieder y salmos de Mendelssohn le haya recordado directamente al inolvidable concierto del Monteverdi Choir en el pasado Via Stellae compostelano: es el mejor elogio que se puede hacer para dejar clara la belleza de cuánto se escuchó. Y es que el Salmo 91 -evidentemente bisado con el mismo acierto con el que acababa de cerrar el programa- alcanzó unos niveles de pureza sonora dignos de los del conjunto británico.

Jordi Armengol, pianista habitual del conjunto catalán, intercaló con buen oficio cuatro de las Romanzas sin palabras op. 62 -las números 1, 2, 5 y 6- entre los tres bloques corales.

Pese a lo muy escaso de la entrada -curiosamente el concierto no entraba en el abono- fue un concierto muy agradable y muy inteligentemente programado, que sirvió para escuchar música de ejecución infrecuente pero interesante, rendir un doble homenaje a Mendelssohn y Carter y corroborar una vez más el excelente estado de forma del Cor de Cambra del Palau de la Música Catalana. La próxima visita del conjunto a tierras gallegas será a finales de Julio, sirviendo de coro a Marc Minkowski para su versión concertante de Idomeneo en el marco del Via Stellae. A contar los días que faltan.


Este artículo fue publicado el 24/06/2009

Compartir


Bookmark and Share


Envía un mensaje
Nombre:
Comentario:
Control:
Arrastra el nombre de MOZART hasta el contenedor naranja
  • Mozart
  • Brahms
  • Beethoven
  • Wagner