Argentina

Mundoclasico.com » Criticas » Argentina

Una nueva propuesta

Buenos Aires, 19/05/2012. Teatro Coliseo. Nouvelles virtuosités. Compañía 3e Étage (Francia). Dirección general: Samuel Murez. Epiphénomènes, Me 2 y Processes of intricacy, coreografías de Samuel Murez. La valse infernale, coreografía de Raul Zeummes. Approximate Sonata, coreografía de William Forsythe.
imagen

Un puñado de muy jóvenes bailarines del Ballet de l’Opera de Paris, liderados por Samuel Murez, formaron en 2004 una compañía dedicada a sostener un concepto revolucionario de lo que siempre se ha conocido como “gala de ballet”. 3e étage, tal el nombre del grupo, tiene como consigna mostrar el arte de la danza desde una faceta divertida y nueva, sin perder un ápice la decantada escuela francesa que los amalgama magistralmente.

Nos encontramos con verdaderos virtuosos, provenientes de las filas del ultratradicional elenco. Aunque no son ‘ètoiles’, todos son ‘sujets’, corifeos o bailarines de fila, de ahí el nombre de la compañía que alude al tercer piso del Palais Garnier donde se encuentran los camarines del cuerpo de baile. La argentina Ludmila Pagliero, recientemente promovida a la mayor categoría, y Josua Hoffalt, fueron los únicos y lamentados ausentes en esta visita, afectados por sendas lesiones.

Exigidos al máximo por coreografías vertiginosas, los artistas demuestran no tener límites tanto técnica como expresivamente. Luego de un demorado comienzo por problemas lumínicos (más de una hora, disculpa mediante de Murez, quien aclaró que no quisieron levantar la función por respeto al público), mientras ingresaban a la sala los desconcertados asistentes se encontraron cara a cara con los bailarines ensayando en el escenario, en un anticipo de la informalidad y desacartonamiento que caracterizaron la propuesta.

© 2012 by Compañía 3e Étage

El primer número, La valse infernale de Raul Zeummes, fue un verdadero torrente de talento interpretado por toda la compañía. Epiphénomènes dio unidad al resto de esta inusual gala, gracias a la hilarante actuación de un personaje que, mezcla de gnomo y siniestro Guasón, dio vida a una pareja acomodando a su gusto el encuentro amoroso entre ambos (cámara inversa incluida, cuando la situación no iba según su gusto), y arrancándole luego literalmente el corazón, para convertirlos en nuevos integrantes de un mini comando de mimos, merced a una prolija blanqueada de rostro propinada en plena escena. Con paso lánguido acompañado de breves gruñidos e indefinibles sonidos devenidos en novedoso lenguaje, dos de los bailarines acometieron a continuación una alocada coreografía sobre el texto Me 2 de Raymond Federman, otros bailaron un largo pas de deux sobre el silencio (Processes of intricacy, de Murez), y un desopilante e impagable cuarteto se sacaron chispas en un duelo cuyos ingredientes -picardía, técnica perfecta, irreverencia, humor, máxima calidad interpretativa- fueron un claro resumen de lo visto en toda la función: un espectáculo imperdible que nos abre las puertas de una nueva propuesta en materia de galas de danza.

© 2012 by Compañía 3e Étage



Este artículo fue publicado el 24/05/2012

Compartir


Bookmark and Share

Referencias:


Samuel Murez


Envía un mensaje
Nombre:
Comentario:
Control:
Arrastra el nombre de MOZART hasta el contenedor naranja
  • Mozart
  • Brahms
  • Beethoven
  • Wagner