Reportajes

Una nueva temporada de ópera en Múnich

J.G. Messerschmidt
miércoles, 19 de septiembre de 2007
0,0002616 En la Ópera del Estado de Baviera está a punto de comenzar una nueva temporada. En el período 2007-2008 el repertorio de la casa se compondrá de cuarenta y una óperas, repartidas en casi doscientas funciones, y veintiseis programas de concierto, con un total de más de cuarenta veladas de música de cámara y sinfónica. En total se estrenarán siete nuevas producciones escénicas.  

Estrenos

El primer estreno será el de Eugenio Onegin de Chaikovsky, el 31 de octubre, continuando la línea de ampliación del repertorio ruso de la casa iniciada la pasada temporada por Kent Nagano, quien estará al frente de la dirección musical. La dirección escénica será de Krzysztof Warlikowski y la escenografía y el vestuario de Malgorzata Szczesniak. Los papeles principales serán interpretados por Olga Guryakova (Tatjana),  Michael Volle (Onegin) Elena Maximova (Olga) Christoph Strehl (Lenski) Günther Groissböck (Gremin) e Iris Vermillion (Larina).

El 28 de enero se presentará la nueva producción de Nabucco, de Verdi y Solera, bajo la dirección musical de Paolo Carignani y escénica de Yannis Kokkos. El barítono Paolo Gavanelli encarnará a Nabucco, junto a Maria Gulehina (Abigaille), Aleksandrs Antonenko (Ismaele), Daniela Sindram (Fenena), Giacomo Prestia (Zaccaria) y Andreas Kohn (Gran Sacerdote). El coro estará bajo la dirección de Andrés Máspero.

Otra ópera de Händel, Tamerlano, ampliará la ya interminable lista de obras de este compositor que en los últimos años se han añadido al repertorio de la casa. Como es habitual en estas lides, el director musical será Ivor Bolton. La puesta en escena será realizada por Pierre Audi. Entre los solistas destaca la presencia de David Daniels.

Dando un salto en el tiempo, de la ópera barroca se pasará a la contemporánea, y en concreto a Die Bassariden de Hans Werner Henze, cuyo estreno en Múnich se producirá el 19 de mayo. La puesta en escena será de Christoph Loy y la dirección musical de Marc Albrecht. Formarán el elenco Nikolai Schukoff (Dionysos), Michael Volle (Pentheus), László Polgár (Kadmos), Reiner Goldberg (Teiresias), Christian Rieger (Capitán) Gabriele Schnaut (Agaue), Eir Inderhaug (Autonoe) y Hanna Schwarz (Beroe).

Idomeneo, ópera de Mozart con libreto de Varesco, se presentará el 18 de junio en el Teatro Cuivillés, donde tuvo lugar su estreno absoluto en 1781. No sólo esta circunstancia (el estreno coincidirá con la reapertura de la sala después de largos trabajos de restauración), sino también el equipo que dirigirá la obra (Kent Nagano en la dirección musical, Dieter Dorn en la escénica, decorados y vestuario de Jürgen Rose) y el elenco de solistas formado por John Mark Ainsley (Idomeneo), Pavol Breslik (Idamante), Juliane Banse (Ilia), Annette Dasch (Elettra) y Rainer Trost (Arbace), hacen de esta pruducción la más prometedora de las que se estrenarán en la temporada 2007-2008.

Ya dentro del Festival de Ópera de Múnich se podrá ver la ópera de Ferruccio Busoni Doktor Faustus, una verdadera rareza cuyo estreno, bajo la dirección musical de Tomas Netopil y escénica de Nicolas Brieger, tendrá lugar el 28 de junio. Los papeles principales serán encomendados a John Daszak (Mefistófeles) y a Wolfgang Koch (Fausto).  

La lista de las nuevas producciones se cierra con Ariadna en Naxos, de Richard Strauss y Hugo von Hofmannsthal. El director musical de esta producción será Kent Nagano, mientras que de la puesta en escena se encargará Robert Carsen. El reparto es sin duda uno de los más interesantes de la temporada: Adrianne Pieczonka (Ariadna), Diana Damrau (Zerbinetta), Daniela Sindram (Compositor), Martin Gantner (Maestro de música), Burkhard Fritz (Baco) y Nikolay Borchev (Arlequín).
 
Reposiciones

Por lo que respecta a las producciones que ya forman parte del repertorio merecen especial atención las siguientes:

El barbero de Sevilla (dos funciones en abril), tanto por la puesta en escena de Ferruccio Soleri como por la presencia de Vesselina Kassarova en el papel de Rosina.

Norma, notable por un estupendo reparto en el que se contará con las voces de Edita Gruberova, Roberto Scandiuzzi, Sonia Ganassi (enero y febrero) y Elina Garaca (julio).

También Las bodas de Fígaro (junio) es una producción de gran interés, tanto por la dirección escénica de Dieter Dorn, como por la musical de Peter Schneider y la presencia de Dorothea Röschmann como Susana.

En Tristán e Isolda (noviembre y julio) el mayor atractivo es la voz de Waltraud Meyer.

En el caso de Werther (febrero, mayo y julio) las voces son de calidad excelente (Vesselina Kassarova, Piotr Beczala y muy especialmente la joven soprano eslovaca Adriana Kucerova, toda una revelación) y no menor es el mérito de la puesta en escena de Jürgen Rose.

La producción de La flauta mágica (diciembre) de August Everding merece siempre ser vista. Desgraciadamente la dirección musical es de Ivor Bolton, lo que en el plano sonoro no augura nada bueno...

Otra producción clásica imprescindible es la de El caballero de la rosa, que, desgraciadamente, tendrá una sola función, el 20 de julio. La presencia en el reparto de John Tomlison y Eike Wim Schulte y sobre todo la dirección de Peter Schneider prometen estupendos resultados musicales. Más difícil resulta imaginarse a Angela Denoke en el papel de la Mariscala. En todo caso, la puesta en escena de Otto Schenk y los decorados de Jürgen Rose merecen una visita al teatro.

El turco en Italia (septiembre, octubre, enero) cuenta con un estupendo reparto encabezado por Alexnadrina Pendatchanska. Lo que resulta bastante menos convincente es la puesta en escena de Christoph Loy.

Algo parecido ocurre en Luisa Miller (marzo, abril, julio), donde también muy probablemente se podrá escuchar un verdaderamente hermoso (perdón por la redundancia) belcanto (con Krassimira Stroyanova y Gavanelli dirigidos por Massimo Zanetti), pero cuya parte escénica es realmente floja.

Otra producción interesante es la de Der Freischütz (diciembre, marzo), en cuya bastante divertida puesta en escena se combinan ironía y tradición, bajo la dirección musical de Paolo Carignani.

Sin embargo, si tuviéramos que quedarnos con un solo título, lo haríamos con Los puritanos (tres funciones en junio). La música de Bellini y la austera y respetuosísima puesta en escena de Jonathan Miller son argumentos de peso a los que se suman la presencia de tres grandes especialistas en belcanto: Roberto Scandiuzzi (Giorgio), Edita Gruberova (Elvira) y Paolo Gavanelli (Roberto).

Entre los incontables artistas que actuarán en las restantes funciones de ópera y concierto deben ser mencionados Wolfgang Brendel, Roberto Saccà, Roberto Aronica, Violeta Urmana, Ramón Vargas, Franco Vassallo, Ildikó Raimondi, Agnes Baltsa, Paata Burchuladze, Maurizio Muraro, Ramón Vargas, Jan-Hendrik Rootering, Maurizio Barbacini, Lars Vogt, Vladimir Fedoseyev y Nikolaj Luganski.
Comentarios
Para escribir un comentario debes identificarte o registrarte.