España - Galicia

En Galicia no sólo se hace música sinfónica

Altheniar

jueves, 28 de noviembre de 2013
A Coruña, viernes, 22 de noviembre de 2013. Sala Filomatic. Agónica [Carlos Rey, voz; David Veiga y Carlos Herbello, guitarras; Ismael Couñago, bajo: y Kike Lagoa, batería ] y Mutant Squad [Pla, guitarra y voz; Campi, bajo; y Caki, batería]. Presentación de los discos A New Onset y Titanimakhia.

La coruñesa sala Filomatic es un claro ejemplo de que la escena "metalera", pese a no contar con conciertos multitudinarios o organizaciones de gran renombre, se sigue moviendo con soltura en las pequeñas salas de ciudades de tamaño moderado como A Coruña (área metropolitana de 400.000 habitantes).

La apertura de puertas se celebró con el ya tradicional retraso de media hora, para comenzar con Agónica, que presentaba su nuevo disco A New Onset e introdujo a Mutant Squad que incluyó la ciudad en la gira de otoño de promoción de su disco: Titanimakhia.

Agónica es un grupo de Death Metal alternativo, residente en Vigo, con un fuerte componente melódico, que hizo frente a un público que venía del frío de la calle con un ataque directo a la "caña" propia del genero, sabiendo animar a los asistentes con una gratificante parte instrumental que pedía a gritos dejarse llevar en una agradable sesión de head banging y mosh. Aprovechando las ventajas de las salas pequeñas en su favor su bajista tuvo un detalle con los más animados regalando unas púas (¡Gracias Ismael!). Así que le dejó en bandeja a Mutand Squad un público animado y ansioso de más.

Mutant Squad es un grupo de Thrash Metal old school, residente en Santiago de Compostela, con mucha influencia de la tradición germánica, que recogió la bandeja con atino y descargo sobre ella varias toneladas de un metal puro, rápido y de notable talento. Donde la necesidad del head banging y el mosh tomó a los asistentes por el corazón y los arrastró tema tras tema a una magnifica demostración de pasión por la música. Entre el público se encontraba un amigo de la banda, el vocalista de Strikeback, que no tuvo reparos en subir y cantar uno de los temas poniendo así la guinda del pastel en lo que se refiere a dar un espectáculo digno de aplauso.

Creo que puedo decir sin miedo a equivocarme que su saber hacer fue perfecto para sus circunstancias y alcanzaron sin muchos problemas esa mezcla de actitud con pasión que marca la diferencia entre un buen directo y otro del montón. Y como una imagen vale más que cien palabras os dejo un ejemplo de cómo suena Mutant Squad en directo:

Comentarios

Para escribir un comentario debes identificarte o registrarte.