Discos

Raíces turcas

Paco Yáñez
lunes, 10 de febrero de 2014
Zeynep Gedizlioglu: Cuarteto de cuerda Nº2 “Susma - Schweige nicht”; Akdenizli - Das Mediterrane; Yol - Der Weg; Ungleiche Gleichungen; Dialogo a tre; Die Wand Entlang; Wenn Du mich hörst, klopf zweimal; Kesik - Schnitt. Sarah Maria Sun, soprano. Lutz Gillmann, clave. Barbara Neumeier, flauta. Julia Vogelsänger, piano. Michael Dartsch, violín. Arditti Quartet. Ensemble Modern. SWR Sinfonieorchester Baden-Baden und Freiburg. Frank Düpree y Oswald Sallaberger, directores. Ircam, Armin Köhler y Friedrich Spangemacher, producción. Felix Dreher, Klaus-Dieter Hesse, Ute Hesse y Manfred Jungmann, ingenieros de sonido. Un CD DDD de 69:50 minutos de duración grabado en Baden-Baden, Frankfurt, Friburgo, Luxemburgo y Saarbrücken, los días 17 de octubre de 2005, 20 de julio de 2007, 14 de marzo de 2010, y 23 de febrero y 1 de abril de 2012. col legno WWE 1CD 40405
0,0002086 Regresamos a la serie que el sello alemán col legno está dedicando a jóvenes compositores de muy diversas nacionalidades premiados todos ellos por la Fundación Ernst von Siemens a lo largo del último cuarto de siglo, desde 1990, y que ya habíamos visitado en mayo de 2013, con motivo del excelente monográfico centrado en la obra del barcelonés Hèctor Parra, que recibió esta mención en el año 2011 (col legno WWE 1CD 40402).

Hoy es Zeynep Gedizlioglu (Esmirna, 1977), una de las galardonadas con el premio Siemens en 2012, quien nos visita, con un compacto que define paradigmáticamente la hibridación que en su estética se produce entre la música actual centroeuropea y sus raíces turcas. La componente europea viene de la mano de algunos de sus maestros en Alemania y Francia (donde se encuentra actualmente en residencia, en el Ircam parisino), como Theo Brandmüller, Wolfgang Rihm, Daniel Teruggi o Ivan Fedele, y se manifiesta en un cuidado desarrollo de los patrones rítmicos, así como en un lenguaje que presta gran atención a lo expresivo, asentándose técnicamente en las alturas para registrar sus ideas musicales, sin una mayor presencia de técnicas extendidas. De hecho, los numerosos ejemplos de partitura que el excelente libreto de esta edición nos brinda -buena parte de ellos con esbozos manuscritos de la compositora- muestran sobre el papel pautado esa búsqueda de intervalos y estructuras que, asentadas en relaciones tonales, exploren el mestizaje con las escalas tradicionales turcas para dar con una voz personal. La melodía es también abordada, puesta en un primer plano, pero con modernidad, ya sea en piezas tan vivas y repletas de capas como Kesik - Schnitt (2010), para ensemble; o en obras tan extáticas y densas como Wenn Du mich hörst, klopf zweimal (2009), para soprano y cuarteto de cuerda.

Otras partituras ponen sobre los atriles las reflexiones de Gedizlioglu con respecto a los procesos de comunicación, como su Dialogo a tre (2005), en este caso entre tiempos históricos (por la configuración tímbrica de un trío para clave, violín y flauta) y ámbitos culturales, con un progreso pesimista en cuanto a la no resolución de una comunicación que termina truncada, una y otra vez abismada al fallo (¿retrato de los vínculos pasados y presentes entre Europa y Turquía?). En Akdenizli - Das Mediterrane (2007) estas disyuntivas que propician la quiebra del diálogo se producen por métricas y melodías discrepantes que no se encuentran, en las que se individualiza en tal grado el discurso de cada voz que la síntesis se frustra constantemente. Por otro lado, la obra tiene un carácter melancólico que Gedizlioglu asocia al Mediterráneo, con el peso de la historia sobre sus riberas y las distintas gradaciones de la luz a lo largo de su cuenca.

Hay en otras piezas una agresividad y una prevalencia de timbres agudos, de sonoridades metálicas, que ya habíamos destacado en Mundoclasico.com al respecto de otros compositores turcos, como Cem Özçelik. En el caso de Gedizlioglu se puede apreciar en partituras tan vibrantes como Yol - Der Weg (2005). Vuelve a destacar aquí el trabajo de individualización de voces en una escritura muy empastada, sobre un fondo densamente entretejido, algo que el piano realiza sobre sí mismo, desdoblando ambas manos en figura/fondo, en la virtuosística Die Wand Entlang (2008). No menos lo es el Cuarteto de cuerda Nº2 “Susma - Schweige nicht” (2007), pieza estrenada por el Arditti Quartet que concita diversos aromas y ecos tradicionales con un lenguaje muy vehemente en el que se producen nuevos contrastes entre las voces principales y un trasfondo esfumado, de inspiración pictórica, o relieve de pensamientos individuales sobre un tejido de imaginarios colectivos. En este sentido, y aunque Gedizlioglu no trabaje con patrones al estilo de Morton Feldman, podríamos pensar para esos segundos planos sonoros en los hilados de los tapices anatolios que tanto inspiraron al neoyorquino, y que aquí acaban configurando abigarradas superficies para destacar los contornos de las figuras principales.

Por lo que a las interpretaciones se refiere, nos encontramos con un elenco en el ámbito de la música actual de primerísimo nivel. Arditti Quartet, Ensemble Modern y SWR Sinfonieorchester destacan en unas interpretaciones muy refinadas, hasta sorprendentemente líricas por momentos, con sus asomos melódicos. La fuerza y la modernidad que suelen destilar estas agrupaciones en sus interpretaciones concede un plus a estas lecturas para unir lo tradicional y lo actual, algo que de forma constante dialoga en la música de Zeynep Gedizlioglu. Buena parte de los intérpretes han sido los encargados de ofrecer las primeras audiciones mundiales de estas partituras, algunas de las cuales escuchamos en las tomas de su estreno, asesorados por la compositora turca.

Las tomas de sonido, procedentes mayoritariamente de radios alemanas, son excelentes. También lo es el libreto, con un interesante ensayo sobre Zeynep Gedizlioglu a cargo de Markus Böggemann, amplias biografías y una gran cantidad de fotografías y ejemplos de partituras. Un completo retrato, así pues, de una de las más interesantes compositoras turcas de nuestro tiempo, de otra de las nuevas voces que pueblan la música europea del presente, en este caso aportando raíces y ecos de otras culturas, enriqueciendo nuestra escena creativa y sus perfiles: esos que con las tradiciones no europeas no hacen sino enriquecerse, ganar en relieves y significaciones. En próximas semanas seguiremos acercándonos a esta colección del sello col legno, descubriendo horizontes y qué se esconde tras sus ecos.

Este disco ha sido enviado para su recensión por col legno
Comentarios
Para escribir un comentario debes identificarte o registrarte.