Bajo la alfombra de Enrique Granados

  • Bajo la alfombra de Enrique Granados

    28] Cuando Granados se enfadaba

    Quienes hablaron de Granados, de su carácter y de su obra, lo hicieron casi en su mayoría post-mortem, yo diría que incluso inmediatamente muerto el músico, así es que a la magnanimidad para con los grandes artistas se sumó la del dolor por la muerte del amigo, del maestro o del compañero. Pero algunos detalles conocidos de su trayectoria vital nos muestran a una persona que se ofende con facilidad con aquellos que le son más cercanos. En uno de esos tremendos enfados fundó su afamada Academia Granados.
    José María Rebés 18/05/2018
  • Bajo la alfombra de Enrique Granados

    27] Un himno para los ahogados

    Enrique Granados colaboró con lo que pudo, que, a falta de dinero, fue una sentida composición titulada 'L’himne dels morts' (El himno de los muertos). Fue el crítico y cronista musical, periodista y compositor Eduardo López-Chavarri Marco (1871-1970) quien le pidió que le enviara una composición para ayudar a recaudar fondos en un concierto organizado a tal efecto por el Círculo de Bellas Artes de Valencia. Granados le envió rápidamente unos compases para piano, que López-Chavarri se encargó de orquestar para su estreno.
    José María Rebés 11/05/2018
  • Bajo la alfombra de Enrique Granados

    26] Granados y los fusilamientos de 1884

    ¿Qué relación podía guardar un joven al que faltaba un mes para cumplir los 16 años con aquella deserción de militares? De entrada, él era hijo de militar y hermano de militar, en un periodo convulso de la historia de España. Su padre, Calixto Granados Armenteros, había sido militar en la monarquía de Isabel de Borbón, en la Regencia del general Francisco Serrano, en la efímera monarquía de Amadeo de Saboya y en una República también de corta vida, además de en la monarquía de Alfonso XII. El hermano, Calixto Granados Campiña, había entrado en el ejército con 16 años, en la República, y serviría armas después en la monarquía de Alfonso XII.
    José María Rebés 04/05/2018
  • Bajo la alfombra de Enrique Granados

    25] 1898 María del Carmen y Pau Casals

    Yo tendría quince o dieciséis años cuando Granados me pidió que dirigiera los ensayos, en Barcelona, de su primera ópera, María del Carmen, porque él se encontraba demasiado nervioso. Pau Casals
    José María Rebés 27/04/2018
  • Bajo la alfombra de Enrique Granados

    24] Una carta sin fecha, sin destinatario y, además, desaparecida

    Granados era tan sensible a los grandes problemas que siempre han conmovido a la conciencia humana como escéptico sobre las posibilidades de resolverlos pues estaba convencido de que si un ideal fuese definible, no sería ya un ideal, sino una práctica realidad. Motivo por el cual Granados, cuando se charlaba de política, oía esas conversaciones con impaciencia, o no las oía en absoluto.
    Xoán M. Carreira 20/04/2018